La UAGN pide mejoras fiscales ante la subida de costes y el «hack» en el sector este año

La UAGN pide mejoras fiscales ante la subida de costes y el «hack» en el sector este año


Advierte sobre el aumento de los costos para ganaderos y agricultores y pide incentivos para garantizar la producción y evitar cuellos de botella.

PAMPLONA, 15 de noviembre (EUROPA PRESS) –

La Unión de Ganaderos de Navarra (UAGN) llamó este lunes a la Diputación ya los partidos políticos a tomar medidas fiscales que beneficien a los sectores agrario y ganadero ante las «brutales» subidas de costes que están sufriendo.

El presidente de la Organización Agraria, Félix Bariáin, ha reiterado que con las medidas vigentes para 2021, el sector primario también sufrirá «un brutal golpe de hacha», por lo que ha solicitado que se tomen y apliquen medidas de manera retroactiva, con efectos en 2021 para tener.

Bariáin ha apuntado que «la agricultura y ganadería de Navarra son los peores tratados fiscales de todos los municipios estatales en la actualidad, y el ministro de Hacienda, el ministro de Desarrollo Rural y los partidos políticos deben ser conscientes de ello». «No puede ser que la política fiscal cierre las fincas. La política fiscal debe ayudar y alentar a los empresarios nuevos y existentes», dijo.

Por otra parte, el presidente de la UAGN afirmó que «se deben dar incentivos fiscales a la producción y que la escasez no afecta las necesidades básicas». «No es una información alarmante, lo que vemos en otros sectores también puede ocurrir en el sector primario y puede llevar a desabastecimiento», dijo.

Por ejemplo, el titular de la organización agraria hizo un llamamiento a la ministra de Desarrollo Rural y Medio Ambiente del Gobierno de Navarra, Itziar Gómez, para «presionar» tanto a los ministros de Economía y Hacienda como a los partidos políticos para que introduzcan mejoras fiscales.

Félix Bariáin ha señalado que si bien el gobierno provincial adoptó medidas fiscales el año pasado sin “adueñarse” del sector primario, este año ha habido un “diálogo fluido” sobre la adopción de medidas. Sin embargo, ha señalado que las medidas finalmente contenidas en el proyecto de ley enviado por el gobierno al parlamento regional son «inadecuadas».

En concreto, ha explicado que la UAGN “ha conseguido que las ayudas Covid lleguen a los autónomos en obra, que la ley de medidas fiscales prevé una exención del 50% de las ayudas GAP o que el 100% de las ayudas a las zonas rurales áreas “El desarrollo siempre está exento con un límite de 120.000 euros”.

Félix Bariáin reiteró, sin embargo, que este paquete de medidas era «claramente inadecuado debido a la situación de la industria». Específicamente, afirmó que los costos para los agricultores y ganaderos están aumentando, pero que no puede trasladar estos costos al precio de sus productos, lo que «motiva el cierre de las fincas y muchas otras fincas están al límite».

Señaló que «los fertilizantes son dos veces más caros que el año pasado, sin garantía de que los vayamos a conseguir, el precio de las semillas ha subido un 20%, el del agua un 33% el del Plástico ha subido casi un 50%, el diésel». se ha encarecido un 75%, la electricidad ha aumentado un 270% ”.

Félix Bariáin reiteró que ante esta situación «la respuesta no puede ser una mayor carga fiscal, la respuesta debe ser exenciones fiscales».

Ha pedido que se aumente la reducción de la exención fiscal del 35 al 40%, que se aumente la exención de la subvención de la PAC del 50% al 100% y que se incluya la depreciación en la reducción de estos ingresos, un índice correctivo para la modalidad de estimación directa tributaria, más exenciones para combatir la despoblación o índices correctivos para una población que haya sufrido daños por la caza de animales, el oso, o los posibles daños que pudiera ocasionar el lobo.

También pidió que estas medidas se apliquen de forma retroactiva y se apliquen directamente en 2021, porque “el golpe fiscal que sufriremos en 2021 es claramente injustificado, un robo a mano armada en la agricultura y ganadería en Navarra”.

Félix Bariáin dijo que el año pasado se decidió abolir el llamado sistema modular de gravamen a los agricultores y ganaderos, lo que no ha sucedido en el resto de España. «No tenía sentido cambiarlo si no se cambió en el resto del estado», dijo.

También critica el hecho de que los incrementos de precio que se producen en los productos y son notados por los consumidores no acaban en los bolsillos de los agricultores. Bariáin ha apuntado que “nos aburrimos de ver inspectores en obra y queremos la misma presión para todos, para los precios de la cadena también queremos que las investigaciones estén bajo presión”.


Marta Del Rosal

Marta Del Rosal

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.