Irache detecta diferencias en el precio de los combustibles de hasta un 16% en las gasolineras de la comarca de Pamplona

Irache detecta diferencias en el precio de los combustibles de hasta un 16% en las gasolineras de la comarca de Pamplona


PAMPLONA, 19 de septiembre (EUROPE PRESS) –

La asociación de consumidores Navarra Irache ha realizado esta semana un estudio en una treintena de gasolineras de la comarca de Pamplona, ​​según el cual, dependiendo de la gasolinera elegida, pueden existir diferencias de precio de hasta un 16% por litro de carburante, lo que puede ahorrar más de diez euros al repostar. Por este motivo, recomendó comparar las gasolineras antes de repostar.

Según la comparativa de Irache, el litro de gasolina 95 oscila entre los 1.324 euros en la gasolinera más barata y los 1.499 euros en la más cara, una diferencia del 13%. Esto significa que la diferencia a la hora de llenar un depósito de 55 litros en estas estaciones es algo menos de 9,62 euros. Al comparar los precios del diésel, encontró que la gasolinera más barata ofrece el litro a 1.154 euros y la más cara a 1.349 euros, una diferencia del 16%. Al llenar el tanque de 55 litros en estas gasolineras, esto asciende a más de 10 euros, señaló en un aviso.

Comparando los datos de este estudio con los de 2017, Irache encontró que el precio medio de la gasolina «ha aumentado un 20% y el precio del diésel ha aumentado un 21%».

La asociación ha afirmado que «según la administración de julio, España es el quinto país europeo con el precio más alto de la gasolina antes de impuestos, solo por detrás de Dinamarca, Alemania, Holanda y Portugal». El diesel es «solo más caro en Suecia, Finlandia y Croacia». Aplicando los impuestos correspondientes en cada país, «España ocupa el puesto 14 tanto en precios de gasolina como de diésel».

“Después de Canarias y Murcia, Navarra es el tercer municipio con los precios más baratos de la gasolina y el gasóleo”, dijo.

Irache consideró necesario que las autoridades competentes «controlen y revisen la competencia de precios en la industria de tal manera que el consumidor pueda beneficiarse de una competitividad real entre las distintas marcas de venta».

Con esto en mente, ha indicado que una de las formas de ahorrar costos de combustible es utilizar las tarjetas de ahorro que ofrecen las distribuidoras de combustible. Sin embargo, pidió «asegurarse de que la tarjeta que está solicitando contenga un seguro por el que debe pagar una prima anual, una comisión por el mantenimiento de la tarjeta, ya sea desde el principio o en los próximos años, o intereses sobre pagos realizados Pagos «».


Marta Del Rosal

Marta Del Rosal

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *