En su disertación, sugiere tres posibles áreas de intervención en mujeres con pérdidas perinatales espontáneas

En su disertación, sugiere tres posibles áreas de intervención en mujeres con pérdidas perinatales espontáneas


PAMPLONA, 2 de enero (EUROPA PRESS) –

Sara Furtado Eraso, enfermera titulada de la UPNA, examinó las vivencias de mujeres que sufren la pérdida espontánea de su bebé y la respuesta emocional que desencadena en su tesis doctoral.

“Esta intensa experiencia se asemeja a la fuerza de un ciclón tropical por sus efectos devastadores y la devastación que deja”, enfatiza. Con eso en mente, también explica que la respuesta emocional no depende tanto del tiempo de gestación de la madre, sino de otros factores como las experiencias previas de pérdida, la edad de la madre al momento de la pérdida, el tipo de concepción, el embarazo. , o lo que eso significa tener un embarazo para ella «.

Sara Furtado elaboró ​​una teoría de mediano plazo, a la que denominó “Pérdida perinatal, un ciclón devastador”, con la que trató de explicar el fenómeno de la pérdida perinatal en las mujeres que la padecen. Para ello, utilizó una analogía entre este fenómeno y los ciclones tropicales, ya que “ambos son fenómenos que erupcionan fuerte e inesperadamente y rompen el equilibrio existente; a su vez provocan nuevas pérdidas asociadas porque el contexto y el entorno son vistos como influenciados «en una ‘ola expansiva» y finalmente dejan tras de sí un silencio, como si estos fenómenos y sus consecuencias no pudieran ser nombrados, para afrontar el sufrimiento para evitar el ocurrencia y sus consecuencias ”, explica.

Su tesis doctoral fue dirigida por las profesoras Blanca Marín Fernández y Paula Escalada Hernández del Departamento de Ciencias de la Salud de la UPNA y recibió la calificación de “excelente cum laude”, según anunció el centro académico en un comunicado.

Sara Furtado se ha marcado el objetivo específico de conocer qué significa la pérdida del bebé, qué elementos han facilitado u obstaculizado la expresión emocional de la mujer tras esta pérdida, cómo se vio afectado el entorno de estas mujeres y qué estrategias se integran para mejorar el cuidado. mujeres con pérdida perinatal. “Así como los huracanes dejan estragos, la pérdida del bebé destruyó las ilusiones de las madres, sus planes de futuro, e incluso una parte de ellas mismas que se relacionaba con la proyección de su maternidad afectando no solo su presente sino también la vida futura que tenían. ellos mismos se habían presentado con él «, afirma.

FASES Y AREAS DE ACCION

A partir del análisis de datos y las entrevistas realizadas durante su investigación, la autora de la tesis identificó siete fases y tres áreas de intervención que rodean a la mujer e influyen en su experiencia de pérdida perinatal.

Las siete fases son la fase previa al impacto (antes de la pérdida perinatal), la fase de impacto (momento del diagnóstico), la fase de emergencia (atención hospitalaria), la fase de alivio o luna de miel (regreso a casa), la fase de decepción o inventario (después de los primeros días) Hogar donde la realidad de la pérdida se vuelve tangible), la fase de reconstrucción y recuperación (resolver el duelo) y la fase de seguimiento (estados físicos y / o psicológicos que pueden prolongarse en el tiempo).

Sara Furtado define tres áreas de intervención ante el siniestro y por analogía con los huracanes. La primera es la zona de salvamento o zona caliente y está relacionada con la familia más cercana y es donde está el punto de impacto y donde la desestructuración del sistema es mayor. “La mujer que pierde al bebé es el elemento central de la pérdida, pero su pareja, hermanos, abuelos y el entorno del bebé fallecido también se ven afectados por el fenómeno”, enfatiza.

En segundo lugar, busque el área de alivio, o la zona templada, también conocida como zona segura. Está representado por profesionales sanitarios. “Es el área que bordea el área de rescate y debe ser un espacio seguro y de transición entre el área afectada y el área libre de riesgos. Corresponde al ámbito de actuación de las profesiones sanitarias en el diagnóstico y posterior cuidado de la mujer ”.

En tercer lugar, define la superficie o zona fría que representa la sociedad. “El llamado área de apoyo es el área segura. Aquí es donde se organizan los apoyos disponibles y se relacionan con el comportamiento de la sociedad en relación a la pérdida perinatal, el silencio social en estas circunstancias y la falta de protocolos establecidos para apoyar a estas madres en dolor».

En conclusión, la autora de la disertación dice que estos resultados “podrían ser utilizados como base teórica para los miembros de las profesiones de la salud en lo que respecta al cuidado individual de la mujer en proceso de pérdida, así como un llamado a la sociedad para hacer tiempo apoyo visible y visible en el duelo perinatal «.

CURRÍCULO DE SARA FURTADO

Sara Furtado se graduó en Enfermería por la UPNA (2006), se graduó en la Universidad Europea Miguel de Cervantes como Experta Universitaria en Emergencias Perinatales y Experta Universitaria en Atención Neonatal y Patológica en Enfermería, y se graduó en la Universidad Pública de Navarra.

Su carrera profesional como enfermera se ha desarrollado en la clínica adulto / infantil en atención primaria en Tafalla, en el servicio hospitalario a domicilio (CHN) y en salud mental en el Centro de Salud La Milagrosa. Entre 2011 y 2013 trabajó como enfermera en el Servicio de Diagnóstico Especializado del Centro de Patología Dorevitch, Melbourne (Australia).

De 2014 a 2019 trabajó en la segunda maternidad del complejo hospitalario de Navarra y desde 2019 trabaja en la atención primaria del centro de salud del casco antiguo de Pamplona.


Marta Del Rosal

Marta Del Rosal

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *