Aprobada la modificación puntual del PGM por el que se cambia el uso de Marqués de San Nicolás 20 para la instalación de bosonita

Aprobada la modificación puntual del PGM por el que se cambia el uso de Marqués de San Nicolás 20 para la instalación de bosonita


LOGROÑO, 7 de abril (EUROPA-PRESSE)-

Ese El Ayuntamiento de Logroño, en su pleno ordinario de abril, que tendrá lugar este jueves, ha aprobado una modificación específica del plan general de ordenación urbanística de la ciudad para la modificación del uso del inmueble de la calle Marqués de San Nicolás nº 20 , donde está prevista la instalación de la nueva sede de la empresa Bosonit.

El acuerdo, aprobado por unanimidad de todos los grupos municipales (salvo la abstención de la alcaldesa del PP Penélope Ramírez, que estuvo ausente del debate sobre el punto), prevé que el Transición de la vida privada a los servicios privados, un «uso mixto que permite el uso de oficinas y viviendas en el sitio».

Esto fue destacado por El concejal de Urbanismo Sostenible, Jaime Caballero, ha señalado que “se trata de una parcela en la que hace más de 15 años que no hay actividad y en la que ahora se plantea hacer un uso mixto, con el compromiso de hacerlo con 250 puestos de trabajo durante cinco años después de la construcción del nuevo edificio previsto.

«Ese El cambio, agregó, propone pasar del uso residencial privado a los servicios públicos privados, una mezcla de usos que permitirá el desarrollo de actividades comerciales, de investigación e incluso residenciales, todas ellas vinculadas a la tecnología y lo digital, un proyecto que revitalizará el » pueblo Viejo».

Por ello consideró «Es un cambio positivo e interesante para Logroño y para toda La Rioja, no en vano es un proyecto declarado de interés estratégico regional», a lo que añadió que «establece también la protección del patrimonio e integra arcos y lagares Edificio nuevo», por lo que la edificabilidad se mantiene «en el probado y comprobado».

Aunque se aceptó con el «sí» de todas las facciones, tanto Ciudadanos como PP han manifestado algunas reticencias. Específico, La alcaldesa ‘naranja’ Rocío Fernández ha señalado su «felicitación por un proyecto de una empresa tecnológica en el casco antiguo que es el motor de la zona», un propósito, ha recordado, «que también era el de la CCR, que sigue cerrado»

Y, Aunque expresó su «alegría» por «una actividad con más de 200 puestos de trabajo», subrayó que «todavía faltan muchos pasos para terminar el edificio». Una construcción «preocupada porque cambiará el ‘skyline’ de Logroño», con «una planta baja más siete plantas que harán pequeño el hotel o la propia iglesia palaciega», por lo que tiene «un cuidado extraordinario en la realización de este tipo de edificaciones». .

hasta Grupo Popular, su portavoz Conrado Escobar, ha sugerido al Gobierno local “solicitar una reunión del Consejo de Patrimonio Cultural, Histórico y Artístico de La Rioja para analizar el proyecto que planea Bosonit en el casco antiguo desde la etapa de planeamiento fuera de la ciudad”. «.

Como explicó el portavoz del PP, “Es necesario un pronunciamiento claro del Ayuntamiento sobre este proyecto para valorar el impacto visual que tendrá en un enclave histórico, turístico y cultural de la ciudad”. “Un edificio -añadió- que estará junto a la Iglesia de Santa María de Palacio, a la que se entra por el Puente de Piedra, en pleno Camino de Santiago”.

Recordó que “según la información proporcionada El nuevo edificio tendrá una altura de hasta 26,50 metros, lo que corresponde a un edificio de 8 plantas, por lo que será un edificio de considerable altura que estará adosado a una de nuestras iglesias emblemáticas, Santa María de Palacio.

Y, Aunque la «población popular» votó a favor de este cambio, porque entiende «que facilitará la puesta en marcha de un proyecto empresarial que permitirá la revitalización del centro histórico», critican el arreglo administrativo llevado a cabo por el gobierno socialista, desde entonces. , según Escobar, habría «Se puede llegar a un acuerdo urbanístico, pero han elegido el camino más tortuoso, por lo que con un poco de suerte, la obra puede no comenzar hasta julio de 2023».

De El El concejal del Grupo Socialista, Kilian Cruz-Dunne, ha destacado que el cambio aprobado hoy es “un paso necesario para permitir la instalación de bosonite en un edificio que será icónico y que además creará 250 puestos de trabajo, el 90% de ellos de forma indefinida y con una inversión total de unos 20 millones”. Todo un proyecto, afirmó, “que demuestra buen liderazgo, plena dedicación, responsabilidad y eficacia con nuestro casco antiguo”.

Para terminar la discusión, El alcalde Pablo Hermoso de Mendoza ha puesto en perspectiva las críticas a la oposición al argumentar que «si el proceso administrativo es costoso es porque las cosas se hacen con mucho cuidado en un ambiente muy sensible».

«Podría haber sido un edificio anodino, pero tenemos la suerte de contar con una propuesta arquitectónica de primer nivel, con el arquitecto que construyó el Estadio Olímpico de Tokio, que se cuidó mucho en todo“, confirmó el alcalde, refiriéndose tanto a los perfiles como al aspecto patrimonial.

en sus palabras, «Somos Enópolis, pero también somos Tecnópolis, y con proyectos como este estamos pasando de una ciudad vieja a una ciudad joven», por lo que ha insistido en «disipar sus preocupaciones -ha dicho a Cs y PP- sobre el cambio de Perfil de ciudad que repercutirá, por supuesto, pero de forma positiva, en dar a Logroño un perfil del siglo XXI”.


Marta Del Rosal

Marta Del Rosal

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.