Diario24horas | La actualidad diária de todas las comunidades de España

Mantente actualizado con las noticias de tu zona al instante

1abfe9c9 5340 4a1f b959 3111d8122f73 16 9 aspect ratio default 0
Asturias

La emotiva carta de despedida del hijo de Ovidio Menéndez Villar, abogado de Oviedo: “Supo llenar de luz todas las habitaciones”.

Durante el funeral del ex abogado de la Cámara Inmobiliaria y Secretario de la Fundación Hogar de San José, su hijo Ovidio Leer una carta emotiva en el que dibujó con palabras la figura de un padre ejemplar. El siguiente es el texto completo de su discurso en el funeral.

Buenas tardes a todos. En primer lugar, quisiera agradecerles su presencia en nombre de mi madre Covadonga, mi hermano Miguel y todos sus hermanos. Fue un duro golpe. Demasiado temprano. Demasiado rapido. La tentación puede ser dejarse llevar por la tristeza, la desesperanza o la futilidad de la vida. Pero ya les digo que este no será el caso.

Porque, ante todo, la gratitud surge de su vida. Muchas gracias por la tan buena acogida. Un regalo inmenso lleno de pequeños detalles que inunda nuestro corazón. Esta gratitud nos mueve, nos invita a seguir adelante y a seguir su ejemplo. No queremos guardar su memoria solo para nosotros. Estamos invitados a tenerlo como referencia para ponerlo a disposición de otros.

Su vida despierta la confianza en nosotros, en la humanidad y en Dios. La bondad de Dios encontró en él un espejo en el que brillar. Siempre disponible para ayudar. Abandonado con su esposa y nosotros, sus hijos; su familia, amigos, el Hogar de San José y con quien pedir ayuda. Hubo muchas señales de agradecimiento por esta disponibilidad y servicio. Una forma de ayudar discreta y honesta. Especialmente dedicado a los más frágiles. Gran apoyo y compromiso con tantos. Una persona excelente, de esas por las que agradecer a Dios todos los días y pedir que haya muchos más.

Su vida es motivo de esperanza. Ejemplo de nunca darse por vencido, seguir luchando y afrontar la realidad. “Siempre hay que dar la cara, aunque puedan romperla”, era una de sus frases favoritas. Junto con “¿De cuántas formas hay de hacer las cosas? En segundo lugar, hacerlo bien o no hacerlo. Disfruta siendo un apasionado de la naturaleza: “Le debo mi vida a la montaña”, dice su estado de WhatsApp. Hombre sencillo que no buscaba grandes lujos, sino que quería comer con nosotros placeres como un bocadillo en la montaña, pasear por la playa, cuidar el jardín o ir a pescar. Con un sentido del humor que nunca ha perdido.

Y con todo eso. ¿Podemos pensar que la muerte tiene la última palabra? ¿No nos dice lo contrario la gratitud, la confianza, la esperanza y el ejemplo que nos dejas?

El cáncer no ganó, la muerte no ganó. La vida ganada con mayúsculas. Ganaron su deseo de hacer el bien y ayudar. Se ganó su amor incondicional. Se ganó el recuerdo que nos deja a todos los que lo conocimos. Este amor nos desafía, nos impulsa y estimula a seguir su camino. En LA NUEVA ESPAÑA, en la misma página, comparte la noticia de su muerte con el avance de un científico asturiano en el descubrimiento de las células que le hicieron morir. Hasta el final, su mensaje viene a trabajar por y por un mundo mejor con esperanza para el futuro.

En los últimos años hemos conocido a profesionales como el Servicio de Oncología HUCA, Noemí, Carlos, Enfermera Manoli y muchos más. Ricardo, José, Catu, sus angelinos de la guardia. Huevos, casadielles, frijoles, plantas verdes, quesos, embutidos, cestas navideñas…. ¿Cuántos y cuántos nos has dado? Mensajes de cariño. Oraciones de muchas partes de España y del extranjero … Tantas amistades que nos habéis dado mucho cariño. Los compañeros de Mus con los que se lo pasó tan bien …

Un agradecimiento especial a la Compañía de Jesús. Los jesuitas y sus obras son parte de nuestro hogar. Nos acompañan y nos permiten crecer por dentro. Mi padre hizo verdaderos amigos en muchos jesuitas, creo que por su intensa y profunda voluntad de vivir.

Todos ellos nos han acompañado y se han sentido amados todo el tiempo. Y en este punto me gustaría agradecer especialmente todas las expresiones de cariño que hemos recibido. Porque mi padre hacía el amor con su calidez, su sentido del humor y su forma de ser. Fue capaz de llenar de luz cualquier habitación.

La vida ganó porque se ganó el amor de mis padres que durará para siempre. No hay muerte para desatar los lazos de amor internos. Ganamos otra estrella que nos cuida desde el cielo y vive en nuestros corazones.

¿Cómo no creer en el amor de Dios que es Padre con este ejemplo? ¿Cómo no creer en la resurrección del próximo domingo?

Ayer tuvo un encuentro muy importante, el más importante de su vida. Estoy seguro de que Dios le dio la bienvenida como a quien da la bienvenida a un amigo de toda la vida. La calma de sus últimos momentos nos lo cuenta.

Ahora nos toca a nosotros hacer lo más difícil, bailar con tristeza. Pero la tristeza es solo la pareja de baile. En este caso, lo que importa es la música que se baila, la música que nos deja. Es música alegre, cariñosa, comprometida, amigable … Llegará el momento en que queramos cambiar de pareja de baile, y luego bailaremos la misma canción con sus agradecidos recuerdos. Tu canción.

El desafío ahora está en nosotros. Para seguir sus pasos, honre su ejemplo. Se tu orgullo No es fácil porque el listón es muy alto, pero con tu ayuda y la ayuda de Dios podemos.

Hay una gran ausencia porque hubo una gran presencia. Las semillas de tanto bien que él sembró no se quemarán, sino que seguirán siendo el estribillo de su canción. La muerte no es el final, sino el comienzo de una nueva vida.

Te queremos mucho papá.

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *