Oksana, Dmytro, Nazar y Andriy, los primeros refugiados de Ucrania en Extremadura

Oksana, Dmytro, Nazar y Andriy, los primeros refugiados de Ucrania en Extremadura

Los placentinos Antonio Merino y Margarita Pardo lograron convencer a cuatro familiares de Maryan, la menor ucraniana que vive con ellos desde hace ocho años, para poder salir de su país y ahora están en casa. Son dos hermanos, Dmytro y Oksana y sus dos hijos, Nazar y Andriy, de 9 y 10 años. Son los primeros refugiados de Ucrania que llegaron a Extremadura huyendo de una guerra que les obligó a abandonarlo todo.

“Están mejor porque han descansado y estoy feliz porque están aquí conmigo, seguros”, explica Maryan. «Ahora estamos haciendo todo lo posible, tanto yo como mis padres españoles para que realmente se sientan como en casa, que estén con la familia».

“Hemos recibido muchas expresiones de solidaridad, llamamientos de personas que nos ofrecen ropa, comida y que también quieren acoger a otros ucranianos; pero tenemos que ir despacio porque estamos desbordados con esta situación”, admite Margarita. Por el momento, desde que llegaron anoche, se han dedicado a hacerlos sentir cómodos y atender sus necesidades básicas. “Pero también para ver cómo pueden ir al médico y cómo llevar a los tres niños a la escuela; contamos con la ayuda del colegio donde está Maryan, la Santísima Trinidad que ya está en él».

De hecho, añade Margarita, “el propio colegio ha iniciado una campaña de recogida de material escolar, uniformes, ropa, calzado… para que todo el que quiera colaborar pueda ir al colegio”.

Antonio, Margarita y Maryan agradecen la solidaridad de sus familiares en Ucrania, al igual que Oksana en nombre de los cuatro, tratando de superar la terrible situación a la que la ha llevado una guerra que le partió la vida. ella a abandonarlo todo, a distanciarse del esposo y padre de sus hijos, que se quedó a luchar. “Él está bien porque aquí estamos seguros, pero lo que está pasando es muy difícil para él, para nosotros, para todos, porque el objetivo de Putin es destruir Ucrania, destruir nuestro país”, explica.

«Para ayudarles de verdad necesitan poder retomar las riendas de su vida, un trabajo que les permita vivir de forma independiente, poder alquilar un apartamento y empezar de nuevo; Oksana es una mujer que ha trabajado toda su vida y es la ayuda que pido quien me la puede dar”, dice Margarita Pardo.


Elena Resanes

Elena Resanes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.