Puigdemont, detenido en Cerdeña por la orden de registro y detención del Tribunal Supremo

Puigdemont, detenido en Cerdeña por la orden de registro y detención del Tribunal Supremo


MADRID, 23 (EUROPE PRESS)

El expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont fue detenido este jueves en Cerdeña por las autoridades italianas por los cargos de la orden de registro y detención dictada por el Tribunal Supremo de Justicia (TS). Gonzalo Boye, abogado del expresidente, dijo en las redes sociales que Puigdemont fue «detenido a su llegada a Cerdeña, donde era diputado al Parlamento Europeo» y que la detención se realizó «en base a la regulación del euro de 14 de octubre de 2019, que, por razones imperiosas, según el estatuto del TJCE, está suspendido «.

Fuentes del Tribunal Supremo consultadas por Europa Press indican que la policía italiana pondrá Puigdemont a disposición de la autoridad judicial italiana y que luego notificará al Tribunal Supremo de la detención e iniciará un procedimiento similar al de Bélgica para ver si Italia tiene sus propias Ofertas. cooperación o no.

Uno de los empleados del expresidente, Josep Lluis Alay, afirmó en su perfil de Twitter que Puigdemont había viajado esta tarde desde Bruselas a Alghero (Cerdeña) para asistir a un encuentro internacional y encontrarse con el presidente de la región y el síndico de Alghero. consideramos verdaderos .

El despacho del expresidente de la Generalitat anunció tras su detención que el viernes estaría a disposición de los jueces del Tribunal de Apelación de Sasser (Cerdeña), que decidirán sobre su puesta en libertad o posible extradición.

Cabe recordar que el pasado mes de marzo, el instructor del ‘Procès’, Pablo Llarena, con la asistencia del Ministerio Público, acudió al Tribunal Supremo de la Unión Europea (TJCE) para determinar los motivos del asunto y, arriba todo, el rechazo de una orden de detención europea (OED) y, por tanto, una reacción a la decisión del Tribunal de Apelación de Bruselas de no enviar al ministro Puig a España.

Llarena quería que el TJCE aclarara la decisión marco 2002/584 / JAI, que regula los euroordenes, de tal manera que pueda “tomar una decisión concreta sobre el mantenimiento, retirada o emisión de nuevas órdenes de detención europeas a todos o” sobre la base de los criterios marcados por el Tribunal Comunitario algunos de los socios perseguidos en este caso ”.

Intentó reactivar el caso, que hoy estaba paralizado por la situación de rebeldía de los investigadores -Puigdemont, Comín y Puig están prófugos en Bélgica y Ponsatí en Reino Unido- y por el hecho de que un Estado miembro ya ha desmentido el primero de ellos. los Euroorders emitidos en este caso.

PUEDE SOLICITAR PRECAUCIONES PARA REACTIVAR SU INMUNIDAD

Tras su arresto, Puigdemont puede volver a pedir al TJUE medidas cautelares para recuperar su inmunidad de diputado al Parlamento Europeo y detener su extradición a España. Cabe recordar que el expresidente catalán apeló ante el Tribunal de Justicia de la Unión Europea el pasado mes de mayo contra la decisión del Parlamento Europeo de suspender su tutela parlamentaria para poder ser juzgado en España y el Tribunal de Justicia de la Unión Europea sigue examinando el recurso aunque en julio se le negaron las medidas cautelares que exigían recuperar la inmunidad parlamentaria mientras se resolvía el caso.

Sin embargo, en la orden denegatoria de las medidas cautelares, el tribunal luxemburgués advirtió que tal decisión se limitaría a medidas cautelares y que Puigdemont podría presentar una nueva demanda si el presunto daño -su arresto mientras viajaba como diputado- era suficientemente probable. El tribunal mencionó específicamente el caso de que fueron detenidos o que se tomaron medidas para entregarlos a las autoridades españolas.

La decisión, en la que el vicepresidente del TUE se negó a tomar medidas cautelares contra Puigdemont y reactivó la renuncia a su inmunidad, señala también que el Tribunal Supremo remitió una cuestión preliminar al propio Tribunal Europeo de Justicia para aclarar si Bélgica extraditaría Puigdemont y Comin. El rechazo puede basarse en elementos de su legislación nacional que no están previstos en la decisión marco del Reglamento Euro.

Asimismo, señala que las autoridades españolas «han dejado claro» que la presentación de las remisiones prejudiciales supuso «la suspensión de las órdenes de detención nacionales y la suspensión de todos los procedimientos de ejecución de una orden de euro que pudieran incoarse». . La decisión agregó que las mismas autoridades españolas afirmaron que «ningún tribunal de la Unión puede ejecutar las órdenes de detención europeas hasta que el tribunal haya pronunciado la sentencia».

Fuentes del Tribunal Supremo advierten ahora a Europa Press que existe la posibilidad de restablecer su inmunidad, ya que el TJCE aún no se ha pronunciado sobre este tema.

PLAZOS PARA LA EJECUCIÓN DE LA ORDEN DE DETENCIÓN EUROPEA

En cualquier caso, los plazos para la ejecución de una orden de detención europea (EAB) son muy estrictos según la UE. El país en el que se detuvo a la persona debe tomar una decisión final sobre la ejecución de la orden de detención europea dentro de los 60 días siguientes a la fecha de detención. En casos excepcionales, este plazo puede ampliarse otros 30 días.

Si el interesado está de acuerdo con la entrega, no parece ser el caso, la decisión de entrega debe tomarse en un plazo de diez días. La persona portadora de la orden de detención europea deberá ser extraditada lo antes posible en la fecha acordada por las autoridades implicadas, pero en todo caso en un plazo máximo de 10 días a partir de la decisión final sobre la ejecución de la orden de detención europea.

El portal oficial de e-Justicia de la UE advierte que las razones para rechazar la entrega son limitadas y que un país solo puede negarse a entregar a una persona buscada si se aplica una de las razones obligatorias u opcionales para la denegación.

Una de las obligatorias es que la persona ya haya sido procesada por el mismo delito (ne bis in idem), no es así; que sea menor de edad y aún no haya cumplido la edad de responsabilidad penal; o que el país, en este caso Italia, tiene la facultad de perseguir el delito y ordenar una amnistía.

EL ANTECEDENTES ALEMAN

Carles Puigdemont fue detenido por segunda vez en un país europeo, la última vez en Alemania en 2018 y esto sucedió gracias a la cooperación entre la Oficina Federal de Policía Criminal (BKA) y la Policía Nacional de España (Comisaría Oficina General de Información y Departamento de Cooperación Internacional). ) en coordinación con el CNI.

Como en el episodio de Cerdeña, la detención en Alemania se produjo sobre la base de la orden de detención europea de 23 de marzo de la sala de lo penal del Tribunal Supremo por un delito de rebelión en el espacio Schengen. Luego, Puigdemont fue arrestado por la policía alemana en una autopista alemana cerca de la ciudad de Schuby mientras conducía hacia el sur en dirección a Hamburgo.

El vehículo en el que viajaba Puigdemont había cruzado la frontera entre Dinamarca y Alemania, desde donde quería regresar a Bélgica. Fue detenido a unos 30 kilómetros de la frontera.

En abril del mismo año, el Tribunal Regional Superior de Schleswig-Holstein en el norte de Alemania emitió su fianza por la cantidad de 75.000 euros y señaló que la extradición era posible debido al delito de malversación, pero no a la rebelión.

Por lo tanto, rechazó la solicitud de la Fiscalía del Estado, que, tras examinar la orden del euro dictada por el Tribunal Supremo español, solicitó al tribunal regional de Schleswig-Holstein que detuviera a Puigdemont por riesgo de fuga.

601062.1.260.149.20210923225954

Video de la noticia


Felipe Tordero

Felipe Tordero

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *