Después de Pascua, ya no se requieren máscaras en el interior

Después de Pascua, ya no se requieren máscaras en el interior


Los servicios de seguridad y salud en el trabajo de las empresas evaluarán el uso de las mascarillas en el trabajo a partir del 20 de abril, cuando dejarán de ser obligatorias en los espacios cerrados, incluidos los colegios, excepto en los centros sanitarios y sociales y en los medios de transporte.

2022032912275294361

La ministra de Sanidad, Carolina Darias, presentará la nueva normativa sobre el uso de mascarillas en el Consejo de Ministros del 19 primer Consejo Interterritorial ordinario del año en Toledo.

España dirá así adiós a casi dos años de uso obligatorio de la mascarilla, la última de las restricciones visibles de la pandemia; y esto a tres semanas de la apertura de una nueva fase en la que solo se contabilizan los casos graves y ya no se debe aislar en entornos vulnerables y los casos leves y asintomáticos.

Fue el 21 de mayo de 2020 cuando entró en vigor la orden por la que el Ministerio de Sanidad, entonces presidido por Salvador Illa, impuso el uso para mayores de 6 años en la vía pública, en las zonas al aire libre y en cualquier espacio cerrado de uso público. o abiertos al público siempre que no se pueda mantener una distancia de seguridad de al menos dos metros entre personas.

Este arreglo resultó en la práctica en un verano de diferentes situaciones entre las comunidades por la interpretación de la distancia interpersonal al aire libre, aunque la norma se fue endureciendo hasta imponerse independientemente de la separación de la distancia de seguridad en cada espacio.

¿DÓNDE ES OBLIGATORIO?

El nuevo real decreto que la ministra Darias presentará al Consejo de Ministros el próximo martes 19 de abril suprimirá la tributación interior, con excepción de “los espacios donde puedan ubicarse personas vulnerables”: centros sanitarios y socio-sanitarios y transporte.

De esta forma, los empleados y visitantes de los centros sanitarios y sociales -especialmente las residencias de ancianos- tienen que llevarlo, pero no los residentes porque al fin y al cabo “es su casa” salvo que compartan zonas comunes, ha precisado la ministra en rueda de prensa conjunta con el consejero de Sanidad de Castilla-La Mancha, Jesús Fernández Sanz.

Mientras que en otros lugares será una «recomendación de manejo responsable, especialmente en el caso de aglomeraciones y personas vulnerables», según las propuestas de los expertos en la presentación de alarmas.

También debe seguir utilizándose en el comercio, aunque el documento aún debe definir con mayor precisión cómo se utilizará y por qué medios, condiciones que luego se reflejarán en el Real Decreto, que se limita a expresar las obligaciones pero no las recomendaciones

En el ámbito escolar, “por supuesto” ya no será necesario el uso de mascarilla, aunque se aconseja a los docentes con factores de vulnerabilidad que se la pongan, explicó la ministra.

USO RESPONSABLE

Por el contrario, los alumnos ya no tienen que utilizarlo “en el ámbito escolar”, aunque se aconseja dejarlos a profesores con factores de susceptibilidad, así como a otras personas con las mismas condiciones en las que no puedan mantener una distancia interpersonal de 1,5 metros.

En el lugar de trabajo, los servicios de seguridad y salud en el trabajo valorarán la necesidad del uso de mascarillas, aunque los expertos recomiendan su uso cuando las distancias interpersonales sean inferiores a 1,5 metros y no se pueda garantizar una ventilación adecuada del espacio.

Asimismo en otros espacios cerrados de uso público como comercios, otros donde la gente pasa largos periodos sin comer ni beber (cines, teatros, salas de conciertos, museos, etc.) o donde lo hace (bares, restaurantes, discotecas). …) lo que recomiendan es un «uso responsable» de la mascarilla, como en entornos familiares, reuniones de amigos y celebraciones privadas.

PRÁCTICA ACORDADA

La propuesta de Sanidad, una decisión «considerada, valorada y sopesada», ha contado con la «práctica unanimidad» de los ediles -Asturias se abstuvo-. «Hay consenso en los consejos interterritoriales», dijo el ministro.

Por ello, mediante carta al Ministerio, Sanidad de la Generalitat ha solicitado la retirada de las mascarillas en los interiores, con las excepciones finalmente acordadas.

El consejero de Sanidad de Galicia, Julio García Comesaña, ha indicado que la Xunta está «satisfecha» con la nueva normativa. El consejero de Sanidad de la Comunidad Autónoma de Madrid, Enrique Ruiz Escudero, también se congratuló de la decisión.

El nuevo «punto de inflexión» en la pandemia comenzó hace dos semanas, cuando comenzó la nueva estrategia de vigilancia de Covid, que solo contaría los casos graves y aquellos en entornos vulnerables, y no aislaría a las personas leves y asintomáticas.

Esto no significa que la vigilancia se haya detenido, sino que la métrica ahora se centra en las personas mayores de 60 años, que son las más vulnerables al virus.

Todo ello fue posible gracias al «altísimo nivel de vacunación» y a una situación epidemiológica «en un contexto favorable», por lo que tomaron esta decisión «teniendo en cuenta los consejos de los expertos».

Sesión del Consejo Interterritorial de Salud




Marta Del Rosal

Marta Del Rosal

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.