La sexta ola se derrumba en Extremadura

La sexta ola se derrumba en Extremadura

La sexta ola está dando sus golpes finales en Extremadura, una de las regiones que más tardó en entrar y también de las que más tardó en salir. Del registro de más de 20.000 casos en la primera semana de enero a 3.000 en la última semana de febrero. En solo dos meses, los contagios por coronavirus se han desplomado un 85%.

Y eso se nota en la incidencia acumulada, el término que desde hace dos años indica la intensidad de esta pandemia. Ahora se sitúa en 755 casos por cada 100.000 habitantes a los 14 días y en 287 a los siete, según el Ministerio de Sanidad.

Todo indica que esta tendencia a la baja continuará y estará lejos de los 3.168 de incidencia registrados el 7 de enero, cuando se alcanzó el pico de la sexta ola.

En ese momento, 173 personas estaban hospitalizadas, 18 de ellas en cuidados intensivos. Son casi el doble de los 90 actuales, incluidos nueve en cuidados intensivos.

Ya se sabe que, cuando los casos disminuyen, las hospitalizaciones no lo hacen al mismo ritmo que las muertes. Y es el número de muertos el que está cayendo más lentamente.

En las peores semanas de enero hubo cinco muertos cada 24 horas y actualmente se sitúa en tres. En el último parte, el SES reportó 23 muertes en siete días.

Hay 90 hospitalizados según el último parte del SES, casi un 50% menos que tras las vacaciones de Navidad

Pero más allá de los hospitales, cuyos datos proporciona el SES solo una vez a la semana, las escuelas también se han convertido en una buena forma de medir la intensidad de la pandemia en esta sexta ola.

De hecho, la variante omicron ha golpeado duramente a las escuelas y los contagios se han disparado entre los menores. Para hacerse una idea del derrumbe de sexto de primaria, solo hay que recordar que después de Navidad hubo 2.000 alumnos y 260 profesores que se ausentaron en la primera semana de clases por culpa del covid. Ahora están pasando por muchas menos enfermedades. Hay 812 estudiantes y 92 profesores.

Esta disminución también se notó en otras regiones del país, aunque en la mayoría de los casos el desplome de contagios se registró antes. De hecho, si miramos la incidencia por regiones, la de Extremadura sigue siendo una de las más altas.

Ocupa el cuarto lugar en el país. Está por encima de la media nacional (613) y sólo por detrás de Murcia, Cataluña y Galicia. Las comunidades autónomas que menos tienen son Andalucía, Castilla-La Mancha y Melilla.

Otro indicador que sugiere que la sexta ola se está debilitando es la positividad, es decir, las personas que dan positivo por cada cien pruebas que realiza el SES.

A mediados de enero esa cifra era del 40% y actualmente se encuentra en la mitad de ese porcentaje. En concreto, en un 21,8%. Es cierto que todavía está muy lejos del valor recomendado por la Organización Mundial de la Salud (por debajo del 5%) para controlar la pandemia.

Es una prueba de que esta sexta ola sigue activa pero cada vez más débil en cuanto a contagios. De hecho, el SES se dio por vencido con todos los indicadores cayendo a finales de enero.

En ese momento, el patrón diario de infecciones ya estaba en una fase descendente y la tasa de ingresos en la UCI estaba bajo control. Pese a ello, el ministro de Sanidad, José María Vergeles, se mostró cauteloso en su momento. “Esperamos que así sea y que siga así. Es un esfuerzo y un logro colectivo”, dijo en sus redes sociales.

Disparos en carnavales

Vergeles también llamó a la prudencia ante el inicio del Carnaval de Badajoz, ya que se trata de una de las primeras grandes fiestas del país con aglomeración de personas tras la pandemia de covid.

“Que si no se han vacunado se vacunen, aunque para llegar al Carnaval les será difícil llegar con los anticuerpos si no se han vacunado”, añadió, para subrayar: “Sobre todo estar mucho cuidado, que el virus no haya desaparecido. , que el virus sigue con nosotros.

Los datos

  • 130,686
    Ese es el número de contagios que se produjeron durante la sexta ola, que comenzó el 25 de octubre, según el SES. Representa el 12% de la población extremeña y el 56% del total de contagios en toda la pandemia.

  • 812
    Los estudiantes actualmente están transmitiendo el coronavirus, según el último informe del Consejo. En la primera semana de Navidad había 2.000.

  • Veinte uno%
    Es la positividad que está allí ahora. De cien pruebas realizadas por el SES, 21 personas dan positivo. A mediados de enero esta cifra era casi el doble (40%).

Vergeles subrayó que estarán atentos a lo que ocurre y, de hecho, según fuentes sanitarias, el SES ya está trabajando ante la posibilidad de un repunte de contagios tras los carnavales.

Mientras tanto, sigue pidiendo la vacunación para que los extremeños reciban la tercera dosis y, de momento, descartan que la población general deba tener una cuarta inyección.

Cabe recordar que las terceras dosis siguen estancadas en los grupos de población más jóvenes. Entre los veinteañeros, solo el 40% recibió la inyección de memoria.

Omicrón «invisible»

Gran parte de esta baja cobertura vacunal se debe a que muchos de ellos se infectaron durante la sexta ola y no pueden vacunarse hasta pasadas al menos cuatro semanas, aunque los expertos recomiendan que transcurra un periodo de cinco meses.

Detrás de estas infecciones estaba el omicron, una variante mucho más contagiosa. Ahora, tal y como explica Vergeles, también se abre camino otra cepa, la conocida como ómicron ‘stealth’. “En la última semana epidemiológica, Extremadura tiene más del 5% de omicrón ‘invisible’ y no hemos visto que repercuta en la incidencia. Sin embargo, seguiremos estudiándolo”, dijo.

En este sentido, la OMS ha advertido que debe seguir considerándose una variante preocupante y, por ello, mantiene su estudio, señalando que todo apunta a que es altamente transmisible.

De momento, el ómicrón, que es el predominante, sigue siendo el que más preocupa a las autoridades sanitarias. Las cifras lo demuestran. La sexta ola es, con mucho, la que causó más infecciones. En total fueron 130.686, lo que representa el 12% de la población extremeña y el 56% de todos los contagios de la pandemia.


Elena Resanes

Elena Resanes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.