El Pleno de Barcelona rechaza la cancelación de la ZBE tras la cancelación del TSJC

El Pleno de Barcelona rechaza la cancelación de la ZBE tras la cancelación del TSJC


La oposición acusa a la administración de la ciudad de haber implementado la ordenanza «improvisada».

BARCELONA, 25 (PRENSA EUROPA)

El Pleno de Barcelona de este viernes ha rechazado una propuesta de Cs que pedía dejar sin efecto la zona medioambiental (ZBE) después de que el Tribunal Supremo de Cataluña (TSJC) dictaminara que se derogaría el reglamento.

Cs, PP, Valents y la concejala no adscrita Marilén Barceló votaron a favor de la propuesta, Junts se abstuvo y el Gobierno municipal (BComú y PSC) y ERC votaron en contra.

La iniciativa entró al pleno con una moción de urgencia y pide también que se deroguen las multas anteriores y se paralice la imposición de nuevas sanciones, así como que se elabore un nuevo reglamento para regular la ZBE, que subsane los puntos señalados. en la sentencia del TSJC.

Durante la presentación de la propuesta, la presidenta de Cs en el consistorio, Luz Guilarte, ha criticado que la regulación se haya realizado “de forma improvisada” sin rigor ni consenso, y considera que no se ha tenido en cuenta que era para la Ciudadano sí, por lo que ha insistido en que se ha aplicado mal.

BADIA DEFIENDE EL CONSENSO

Ante las críticas de los grupos opositores, el concejal de Emergencia Climática del Ayuntamiento, Eloi Badia, recordó que el decreto se emitió con consenso institucional y ciudadano, asegurando que no se llevó a cabo «a toda prisa» y que se desarrolló con una devolución plan para no dar a los ciudadanos ninguna para infligir daño.

Además, ha destacado que nunca han fijado un plazo para vetar los vehículos con etiqueta amarilla (B): “Es una tarea que hay que hacer con el máximo consenso, que hay que preverla a largo plazo y ahora no es la momento en que deba hacerse un anuncio de estas propiedades».

«POLÍTICAS INCORRECTAS»

El concejal Max Zañartu (ERC) ha subrayado que no es la primera vez que un juzgado «derriba una norma por una deficiencia formal», ha recordado que su grupo había advertido que los estudios previos a la puesta en marcha no serían considerados alternativos y ha subrayado la importancia de establecer un cronograma a largo plazo basado en la medida.

Por su parte, Francina Vila (Junts) ha criticado que el Ayuntamiento, con el apoyo de ERC, que ha advertido que se volverán contra ella, está impulsando “políticas mal enfocadas” -ha dicho- y ha pedido que se detenga la oposición y aprovechar las herramientas que se les ofrecen.

Óscar Ramírez (PP) se quejó de que «Colau está tratando de imponer un modelo de ciudad que Barcelona no necesita» y criticó que, en su opinión, la administración municipal no tenía voluntad de implementar mejoras en la normativa.

Por último, Eva Parera (Valents) le ha pedido que no recurra la sentencia ya que prevé que el Supremo no aceptará el recurso y cree que el ejecutivo local ha tomado «la vía fácil y rápida» con la ZBE.


Felipe Tordero

Felipe Tordero

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.