El PP de Andalucía convoca un Congreso Extraordinario y apuesta por Núñez Feijóo como solución final

El PP de Andalucía convoca un Congreso Extraordinario y apuesta por Núñez Feijóo como solución final


Ramón Fernández Pacheco, Portavoz del Partido Popular de Andalucía / Sur

El apoyo comunitario a Casado se desmorona y los ocho presidentes provinciales se unen a Juanma Moreno

Héctor Barbotta

El Partido Popular de Andalucía acudirá a la reunión de presidentes autonómicos convocada por Pablo Casado con un mandato claro: convocar un congreso extraordinario que se convoque de forma inmediata. Los populares andaluces hicieron pública esta posición, que su presidente Juanma Moreno representará este miércoles en el Comité Autonómico, a través de su portavoz Ramón Fernández-Pacheco. Moreno ya había pedido el lunes una solución rápida para poner freno a la crisis interna.

Pablo Casado pierde apoyos en el PP de Málaga

Según el comunicado del portavoz del PP-A, todos los presidentes provinciales de la formación derramaron en cascada su apoyo a un congreso extraordinario. El poder territorial que Teodoro García Egea, todavía secretario general del PP y mano derecha de Casado, había tejido en Andalucía disputando uno a uno los congresos provinciales contra Juanma Moreno se ha derrumbado como un castillo de naipes. Los presidentes de las cuatro provincias, hasta ahora teóricamente cercanos al presidente nacional -Erik Domínguez (Jaén), Virginia Pérez (Sevilla), Javier García (Almería), Francisco Rodríguez (Granada) y Bruno García (Cádiz)- han declarado abiertamente ellos mismos a favor de un congreso extraordinario. Lo mismo hicieron el presidente del PP de Córdoba, Adolfo Molina, que apoyó a Casado en el Congreso Nacional, y los malagueños (Elías Bendodo) y Manuel Andrés González (Huelva), afines a Juanma Moreno. En cuestión de horas, el apoyo a Casado en Andalucía se redujo a cero. Un líder popular reflexionó este martes sobre la volatilidad de las lealtades políticas en tiempos de crisis.

El PP de Andalucía no ve esperar a la celebración del Congreso Nacional, que según los estatutos debería tener lugar en julio, como solución para salir de la crisis. Exigen un congreso extraordinario lo antes posible, si es posible dentro de un mes. «Mejor 30 días que 45», dicen los círculos partidistas.

La postura del Partido Popular de Andalucía no es sólo para un congreso extraordinario y urgente, sino porque la dirección que de él se desprende no es provisional sino definitiva. Y en este sentido, la apuesta de los andaluces se hace patente a través del presidente gallego Alberto Núñez Feijóo, al que ven como próximo presidente de la formación y candidato a la expulsión de Pedro Sánchez de La Moncloa.

Con la convocatoria de un congreso extraordinario, el PP de Andalucía se suma a la convocatoria de la mayoría de los grupos regionales del PP tras la crisis desatada por el enfrentamiento entre el presidente nacional Pablo Casado y la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso .

Tras el Comité Autonómico del miércoles, que comienza a las ocho de la tarde, Pablo Casado tiene previsto celebrar una reunión de la Junta Directiva Nacional, máximo órgano del partido y único con potestad para convocar un Congreso Extraordinario, para el próximo lunes las dos terceras partes de los votos requeridos. Fernández-Pacheco también ha expresado, como el consejero delegado Juanma Moreno, el malestar del PP andaluz por la fecha de la convocatoria, ya que coincide con la conmemoración del Día de Andalucía.

Aún no se ha comunicado oficialmente la fecha y la hora de la reunión, aunque Juanma Moreno ha anunciado que no asistirá si la hora coincide con los actos institucionales que tendrán lugar ese día. El calendario juega en contra de la celebración inmediata de este encuentro, ya que al día siguiente, 1 de marzo, es el Día de la Comunidad Balear.


Felipe Tordero

Felipe Tordero

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.