Un grupo de ciudadanos denunció el proyecto peatonal en el centro de Albacete

Un grupo de ciudadanos denunció el proyecto peatonal en el centro de Albacete


El Colectivo Albacete 967 considera que la propuesta que propone la Consejería de Movilidad sobre la zona peatonal del centro de la ciudad es “una oportunidad perdida” y una “comercialización” ya que “prohíbe” la importancia de la movilidad sostenible al prohibir el paso de bicicletas y bicis Buses “para priorizar el valor comercial de la zona”. “Se construirá una imaginalia en el centro de la ciudad”, se quejaron.

“Creemos que nuestras ciudades pueden mejorar mucho en base a principios muy básicos como la mejora de los modos de transporte sostenibles, el derecho de acceso y uso del espacio público a través de una participación justa en los procesos de diseño y gestión”, dijeron defendidos contra el colectivo en comunicado de prensa.

“La sensación es que el mapa del centro es principalmente para el comercio. Estamos buscando referencias de ciudades que no son nuestras”, dice. Javier Atiénzar, Arquitecto y miembro del colectivo 967. En este sentido, cree que la referencia utilizada fue la maqueta de la Calle Larios de Málaga, “una ciudad muy turística donde las multas por pisar el centro rondan los 60 euros”.

En su opinión, la prohibición de las bicicletas hará que los “ciclistas” y los servicios de reparto ligero se expongan a rutas menos seguras y eficientes o se arriesguen a una multa “por hacer lo más lógico” y cruzar el Altozano a velocidad reducida. “El autobús tampoco pasa por la calle Larios de Málaga. Sus 300 metros de longitud mueren en las calles medievales de una ciudad de más de medio millón de habitantes. Esta calle no significa nada para la movilidad de la ciudad. El Ayuntamiento de Albacete quiere o un bus en el Altozano ”, añaden.

Un eje clave

Con el fin de José AlmendrosComo ingeniero de caminos y miembro de este grupo, se olvida que la calle Ancha es el centro de un eje de 3 kilómetros de longitud que conecta las estaciones con la universidad. Y menciona que en el plan de movilidad urbana sostenible elaborado hace unos años, este eje fue clave para dar paso a modos de movilidad más sostenibles. Un plan que se incorporó al nuevo proyecto desde la visión de estos profesionales.

“Este proyecto es una actividad dentro de un programa y una estrategia. Si los objetivos de la actividad contradicen la estrategia, la estrategia debe ser revisada. Estamos en conflicto con el plan general”, dice Almendros. “El plan de movilidad original decía que esta liberación de tráfico permitió que los autobuses pasaran más rápido. No entendemos la oportunidad perdida”, agregó.

En este punto recordó que “hay otros ejemplos europeos que son hubs de movilidad y siguen teniendo una importante actividad comercial que se ve incrementada incluso por la distancia del tráfico rodado desde el hub. El paso de bicicletas y autobuses no robaría esa vitalidad comercial para ellos nada. Los ejemplos están ahí ”, dice Almendros. Entre ellos, en ciudades similares en población a Albacete, destaca el tramo norte de la calle Veldstraat en Gante, Bélgica. Hay una zona peatonal al lado del tranvía y las bicicletas.

En cuanto al papel de la mesa de movilidad, critican la falta de participación real de este grupo: “Parece que ha habido encuentros bilaterales entre actores que creen que son más importantes para la ciudad. Al final logramos reunir a 50 personas. dar opiniones y está claro que allí no se toman decisiones y no se escucha a la gente ”, comentó. Visita.

“Hay una demanda social de opinión. Se necesitan otras estrategias que no sean una llamada de zoom de dos horas y media para llegar a la gente: abrir las urnas, ir al barrio y entender que esta reforma del centro serviría”. Impacta en toda la ciudad. Y eso requiere la consulta de toda la ciudad ”, agrega Almendros. Con el fin de VisitaEsta mesa de movilidad “es una forma de justificar la participación ciudadana” pero no actúa con voluntad.

Por otro lado, señalan que estos planes también han dejado de lado elementos de movilidad más novedosos pero muy contemporáneos en la ciudad como los patinetes eléctricos. “Ofrecemos trabajar con cualquier empresa que quiera reivindicar el espíritu estratégico y social del Plan de Movilidad Urbana Sostenible y defender el derecho a la ciudad cuando se abra el proceso de consulta pública”, concluyen al respecto.

Más ambición

Desde el Colectivo 967 faltan más ambición para abordar los problemas relacionados con la movilidad en Albacete. “El tema de las ciclovías o la movilidad en el campus universitario no se aborda de forma integral”, explica a modo de ejemplo.

En cuanto al uso de bicicletas, cree que la ciudad cuenta con inmuebles ideales para uso estratégico. “Todo en Albacete está a cinco o como máximo ocho kilómetros entre los puntos más distantes, incluido Campollano. Son distancias perfectamente manejables en una orografía completamente llana. Ésta es la oportunidad de Albacete”, subraya. En su opinión, por ejemplo, necesitamos más talleres para el uso de bicicletas, más acceso y estacionamiento para estos vehículos. En definitiva: “Medidas que son más amplias que trabajar en las calles urbanas”.

Con el fin de VisitaLas experiencias con el alquiler de bicicletas son muy positivas. “En general, la bicicleta se usa mucho, las estaciones suelen estar vacías. Las zonas peatonales están llenas y la gente lo ve como un valor. La gente se está adaptando a modos sostenibles de movilidad”, concluyó.


Marta Del Rosal

Marta Del Rosal

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *