S03A1086


Ceferino Daz dice que el estatuto de 1981 es una prueba irrefutable de que podemos dirigir nuestra propia historia desde Galicia. O el proceso de redacción y aprobación del estatuto refleja una Capaidade de Facer Boa Politica na Nosa Terra. Con la intención de posibilitar el autogobierno y la participación democrática, los políticos de transición lograron instalar en Galicia instituciones gubernamentales que permitieron una menor elaboración de las políticas públicas, teniendo en cuenta dos intereses gallegos y gallegos.

Una unión política plasmada en los pactos del albergue, apoyada por las primeras manifestaciones ciudadanas de la autonomía gallega y el logo, no por un referéndum propio, no logró superar a Aldraxe, lo que implicó que Galicia se convirtiera a la primera autonomía entre el segundo nivel, A lo que Galicia devolvió la dignidad y el autogobierno, que optaron por Statut do 36, fueron detenidos por el levantamiento militar. A Mellor Galicia lo esperaba con el estatuto después de mucho tiempo de la piedra que sufrió o pereció y su dureza plasmou Celso Emilio.

Sabemos que las cuatro décadas que han transcurrido hoy con la aprobación del Estatuto de Ata Hoxe han sido la etapa más larga de democracia y autogobierno de nuestra historia. Una constitución que resultó de la transición política permitió el establecimiento del Estado Autónomo bajo su Título VIII. En España, plural, diverso, sobre este modelo descentralizado, análogo a un modelo federal, una estructura de gobernanza multinivel que tiene en cuenta a las diferentes comunidades o las re-cementa y sensibiliza. Los socialistas gallegos juegan un papel histórico fundamental en la promoción de un estatuto de Primeira para Galicia, análogo a los años vasco o catalán. Como Sinala o presidente Fernando González Laxe, o estatuto no era carta, senn o resultado dunha loita que no se entiende como el papel del PSdeG, acrónimo que siempre está en deuda con un galeguismo civil, europeo e integrador partícipe de instituciones autónomas y autogobernadas.

Galicia no tiene un estatuto con el que podamos defender nuestra lengua y nuestra cultura, crear sinergias y compartir un espacio de convivencia en el que se logren soluciones distintas a las posiciones locales o provinciales. Esta política social, sanitaria, económica y cultural bloqueó, entre otras cosas, la libertad de decisión de la Xunta.

Debido a este éxito, avanzamos hacia un sistema con un claro perfil federal. Sabemos que no existe un modelo federal único y que no habría una categoría particular de sistema federal. Pero será español autónomo, con imperfecciones y aspectos desagradables, que todos comen, en definitiva, un modelo federal de facto.

Cumplidos los 40 años del Estatuto de Autonomía de Galicia, Crear un balance profundamente positivo contenido en la propuesta de Estatuto de Galicia. Sen by iso cae en visiones idílicas nin inmobilistas. Xa Ramn Pieiro señaló que la autonomía no confirmaba el pasado, la apertura de un nuevo camión para el futuro. Y si ISO o camión dan autonomía, será necesario abordar esto también en el futuro.


La voz de Galicia






Un primer desafío, a diferencia de otras comunidades, para ganar o perder espacio cuando Galicia llega al poder. En los últimos doce años de gobierno conservador, Galicia no ha recibido un nuevo traspaso y siempre está requiriendo o traspasando diversos problemas que se pueden abordar de forma más eficiente desde Galicia. De esta forma defendemos a los socialistas gallegos al tiempo que afirmamos que una vez superada la pandemia debemos actualizar y reformar el Estatuto para adecuarlo a las realidades del siglo XXI. O socialismo gallego, tenga claro que o cambio para Galicia no es autodeterminación, no hay independencia, no hay eufemismo para la confederación.Tienen una base federal y legal, lo que moderniza y perfecciona el autogobierno gallego en el marco de la constitución.

Una reforma del estatuto impulsada por el presidente Emilio Prez TourioEl nº 2007 recuerda la tradición de la función pública en Galicia y, al mismo tiempo, promueve los años país del estatuto de 1981. Este año se ha podido reactivar un acuerdo político, siempre mirando al futuro y continuando trabajando para el profesional gallego. Todos los esfuerzos del PSdeG defenderán a la gente de la crisis en la que vivimos. Sin embargo, una vez superado esto, más temprano que tarde debemos reafirmar nuestro autonomismo y nuestro compromiso federal y modernizador con Galicia dirigiendo o sirviendo una reforma legal a dos gallegos y dos gallegos.

Hacia
Gonzalo Caballero Secretario General del PSdeG-PSOE

Conozca toda nuestra gama de boletines

Hemos creado para ti una selección de contenido para que puedas recibirlo cómodamente en tu correo electrónico. Descubra nuestro nuevo servicio.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *