La Junta de Andalucía evaluará la eficacia de las vacunas en los dormitorios tras el verano

La Junta de Andalucía evaluará la eficacia de las vacunas en los dormitorios tras el verano


La Junta de Andalucía tiene previsto evaluar la eficacia de las vacunas en los dormitorios con análisis de sangre realizados a todas las personas mayores en estos centros después del veranosegún los planes del Ministerio de Salud y Familia.

El gerente general de Atención Sociosanitaria, José Repiso, dijo a este diario que “Queda por ver la durabilidad de los efectos de las vacunas y el grado de durabilidad de la inmunidadPor tanto, en septiembre se realizarán análisis de sangre para comprobar los niveles de anticuerpos y ver si es necesario volver a vacunar antes de que pase un año desde la primera dosis.

Repiso enfatizó que su principal preocupación ya no es tanto el impacto que podría tener una cuarta ola, sino en el mediano plazo y Ver la escena post-verano en las residencias., para lo cual anunció el desarrollo de pruebas y controles especiales para ver cómo se desarrollan los niveles de inmunidad en los ancianos.

El encargado de control sanitario de las residencias definió la situación actual como «chicha tranquila» ya que el sector lo pasó tan mal que aún tiene miedo en el cuerpo y se vivió una cierta incredulidad en los enormes momentos que se están produciendo. »

Sin embargo, el milagro de la vacunación es una realidad hoy y Actualmente solo hay tres ancianos infectados, uno de los cuales ha sido hospitalizado, frente a los más de 2.000 resultados positivos obtenidos en el peor momento de la pandemia para estos centros el pasado mes de noviembre. Sin embargo, el dato más positivo es la ausencia de muertes, ya que las últimas muertes registradas son personas mayores que se infectaron antes de la vacunación. La dramática cifra de muertos en estos centros trae a 2.168 ancianos que se han ido a causa del virus.

A pesar de la tranquilidad que brinda la vacunación, la junta directiva continúa realizando un control extenso y permanente en estos centros. especialmente los trabajadores como el principal vector introductorio del viruscon pruebas periódicas para prevenir y detectar infecciones a tiempo. Actualmente hay 13 trabajadores positivos aislados.

Además, el efecto de las vacunas ha permitido que ya no hay residencia médica. A pesar de esta notable mejora, el desarrollo de la pandemia y la llegada de nuevas cepas que, según Repiso, no afectan actualmente a estos centros.

El regreso a la normalidad lo notan los ancianos al restablecer el contacto con sus familiares cuando se abren las salidas y visitas posteriores a las vacunas. Aun así, los efectos del aislamiento han tenido repercusiones físicas, emocionales y cognitivas muy graves, admite el Director de Atención Social y Sanitaria.

A tal efecto, Repiso alegó que su departamento estaba trabajando en un plan de restauración y humanización en colaboración con el Ministerio de Educación y Deportes. Aumento de actividades para estimular las habilidades y habilidades perdidas. durante el año de la pandemia.

En los más de 600 dormitorios andaluces hay actualmente 43.000 personas mayores que ya están vacunadas, a pesar de que la junta controla más de mil centros socio-sanitarios que también se ocupan de la discapacidad y las drogodependencias. Finalmente, Repiso admitió que el miedo a todo lo vivido lleva a que muchas vacantes no se llenen por la baja demanda ya que la gente tiene miedo de ingresar a estos centros.


Felipe Tordero

Felipe Tordero

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *