El municipio de Santa Cruz de Tenerife se protege de la lluvia

El municipio de Santa Cruz de Tenerife se protege de la lluvia


Las últimas lluvias provocaron filtraciones en el palacio de la ciudad, explicó BIC, y amenazaron las pinturas del techo, una de las joyas de la propiedad. Ahora se está reemplazando el sello.

El departamento de infraestructuras de la capital tinerfeña bajo la dirección de Dámaso Arteaga se hace cargo de la Trabajos de sellado para la sala de plenos, Tras las lluvias que se registraron el pasado mes de noviembre y que provocaron goteras en el techo del palacio de la ciudad, se creó un inmueble declarado bien cultural (BIC), en el que se reconocen como joyas las pinturas murales del techo de estos ramos, por el artista Manuel González Méndez (Santa Cruz de La Palma, 1843-Barcelona, ​​1909), al que denominó «La verdad superando el error», ya que el edificio fue concebido originalmente como palacio de justicia, aunque finalmente se utilizó como cabecera municipal.

Tanto el alcalde, José Manuel Bermúdez, como el concejal de Infraestructuras, Dámaso Arteaga, declararon durante la inspección semanal de la obra en la cubierta del palacio de la ciudad que «la obra ha sido declarada emergencia por filtraciones de agua». Aprovechando la necesidad de intervención, el Ayuntamiento también ha dado instrucciones para revisar las posibles condiciones que se esconden bajo el techo de esta estructura centenaria, «un monumento arquitectónico de gran valor para el patrimonio histórico de la ciudad», dice Bermúdez.

La adjudicación de la obra de emergencia se decidió en abril, luego de que el gobierno local solicitara permiso a la Comisión del Patrimonio Insular des Cabildo ya que la sede municipal tiene protección BIC. El dictamen pericial del grupo indicó que los trabajos de sellado del techo debían realizarse “lo más rápido posible” para garantizar la seguridad de los empleados y usuarios y evitar que el techo se deteriore en el salón de plenos.

Las obras se iniciaron el pasado mes de junio con un presupuesto inicial de 200.000 euros, que fue adjudicado al reconocido arquitecto Fernando Saavedra. Inicialmente, la intervención debía finalizar en agosto, aunque el alcalde dio instrucciones no solo para mejorar la impermeabilización sino también para comprobar el estado del interior de la cubierta, por lo que se prevé que la obra esté finalizada en octubre.

De la mano del arquitecto Fernando Saavedra y junto a los técnicos municipales, el visitante se adentra en la cubierta del palacio municipal, donde descubre la azotea del salón plenum a dos aguas, donde ha sido sustituida por una doble capa de aislamiento. «Cuando esté hecho, será mejor que la primera vez», dice Saavedra, quien confía en que la obra tendrá una esperanza de vida de otros cien años. También se verificó el estado del techo inclinado de tejas, las tablas de madera debajo del techo y los dos tragaluces para asegurarse de que estuviera libre de escombros y suciedad. «Aunque la obra se está realizando como obra de emergencia, el edificio sufrirá un completo rejuvenecimiento en el proceso», admite Saavedra, quien apunta que se está utilizando la intervención para asegurar que las filtraciones en las pinturas, revisando y mejorando la pintura se ha ha sido ampliado.

«Nos encontramos la baldosa en peores condiciones de las que esperábamos; por lo que se sustituyeron y se incluyó también el aislamiento térmico ». En cuanto al espacio entre el techo de madera y la placa de yeso que cuelga de la estructura metálica, Fernando Saavedra afirma que se ha rediseñado la estructura metálica ligeramente oxidada.

La intervención en la cubierta del salón de plenos está avalada por Fernando Saavedra, experto en este tipo de intervenciones, como lo demuestra su dilatada trayectoria de casi medio siglo, durante la cual construyó el antiguo convento de Santo Domingo. limpió y valoró la sede de la Fundación Cristino de Vera o la ermita de San Miguel en La Laguna; la casa de piedra o ermita de San Roque en Garachico; la rectoría de La Guancha, el primer ayuntamiento de Los Realejos o, para abreviar, la vecina Casa Foronda, también construida en 1910 – desde la época de la administración de la ciudad.

Los ayuntamientos de hoy se encuentran en un terreno comprado por tres pesetas en 1894, cEl proyecto de uyo fue encomendado al arquitecto urbanista Antonio Pintor y Ocete quien, por la fase presupuestaria y los diferentes usos para los que fue contratado, tuvo que superar muchas interrupciones: Palacio de Justicia.

Entre 1898 y 1899, el proyecto fue modificado bajo la dirección del contratista Gaspar Fernández, que finalizó parcialmente en 1903. Fue el entonces concejal Pedro Schwartz quien propuso la consagración del inmueble como sede del ayuntamiento, ya que estaba alquilado hasta entonces. Aunque la pancarta cívica se trasladó del antiguo Convento de San Francisco a la sede cívica el 5 de marzo de 1904, los concejales fueron trasladados en 1910 y el trabajo se completó en 1916 después de que se realizaron más cambios para satisfacer la demanda de más ventanas.


Marta Del Rosal

Marta Del Rosal

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *