179347 tirado y riolobos 270421


El PSOE, United We Can, ERC y PDeCAT han votado en contra de una propuesta no legal del PP en el Congreso de que el Ayuntamiento de Palma de Mallorca debe revocar el acuerdo para reformar “Calle Toledo” de acuerdo con la ley de memoria histórica que impidió la acción del alcalde de Palma, el socialista José Hila, por esa decisión.

La iniciativa del “pueblo” fue discutida y votada el martes en la comisión de política territorial y funciones públicas y contó con el apoyo de la ciudadanía y Vox. En el texto, se pedía al PP que condenara este acto por constituir “un crimen intolerable y una violación de la ciudad de Toledo, del pueblo de Toledo y de toda España”.

El ayuntamiento de Palma, donde gobierna el PSOE con el apoyo de Podemos y Més per Mallorca, acordó en marzo del año pasado retirar varias calles marcadas durante el franquismo, incluida la calle dedicada a Toledo y en un censo de símbolos franquistas incluidos es que quería alabar el asedio del Alcázar de Toledo durante la guerra civil.

La decisión provocó la indignación del alcalde de Toledo, el socialista preguntarse Tolónquien habló con el Ayuntamiento de Palma, quien finalmente anunció que el nombre de Toledo se trasladaría a otra calle de la parroquia. Finalmente, el primer alcalde de la ciudad balear decidió paralizar esta retirada y pidió reunirse con el Ejecutivo balear para revisar el censo.

“Decir que Toledo es una ciudad franquista es una estupidez y un error”, proclamó el diputado toledano por el PP. Vicente Tirado durante el debate sobre la propuesta no legal, en el que acusó duramente esta decisión del Ayuntamiento de Palma.

Por su parte, socios gubernamentales y partidos gobernantes han defendido la ley de memoria histórica y acusado al Partido Popular de “avivar el conflicto”. “No hay nada que preguntar porque no hay caso”, reprochó al PP el diputado toledano del PSOE Esther Padilla.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *